Ven…

Ven, ven,vamos, mi bien,

que el camino es largo,

y muchas las pruebas 

que la vida nos ha de presentar.

Más, la existencia también 

me trajo algo por lo cual

vale la pena vivir:

nosotros.
Vamos, mi bien,

que el camino es largo

y muchas las pruebas.

Te llevo conmigo

A donde vaya, estás ahí. Mirándome a la distancia, con esos ojos que en algún tiempo consideré tan míos. 
Y yo te veo, y sin pensarlo te llevo, como a mis libros: de la mano, y a todos lados. 

Te llevo a manera de recuerdo, sonriente, creativo, melancólico, vivaz.

Te llevo y día con día, también me dejo llevar por los lugares a donde alguna vez pertenecimos como una unidad; un vivo poema.

Te llevo, te abrazo y te estrecho como a mis libros, y ciertamente pareciera como si me llenaras de palabras al igual que ellos, al igual que ayer. 

Eres y serás siempre, un torrente de los recuerdos más bonitos. 

Fuente de la imagen: We heart it

Lléname de palabras

Palabras, palabras. Las palabras danzan frente a mí. 

Me persiguen; me seducen. 

Me susurran fieros misterios de nuestra posible vida,

de aquello que podríamos llegar a ser 

si tan solo notaras mi presencia, 

y tu presencia junto a la mía. 
¿Acaso no te das cuenta? 

¿No notas mi deseo expresado en cada letra,

en cada acción?

¿No notas mi dulzura extendida hacia tus fuertes manos, mi calidez ante la frialdad de esa, tu piel?
 Tal vez, si te lleno de palabras, 

encuentres el camino para llenar en mí

este gran vacío.
¿Seguirás acaso las pistas?

El último apaga la luz. Anuncio

Hola, amigos lectores.

Es un gusto para mí anunciar que el próximo jueves 14 de abril estaré en UTA Insurgentes para la presentación del libro “El último apaga la luz“, en el cual colaboré con un relato sobre la muerte.

Me emociona mucho poder acercarme poco a poco a proyectos cada vez más grandes. Eso de que los pasos se agigantan a veces me da un poco de miedo o quién sabe qué sea lo que me invade. A lo mejor una emoción que no he sido capaz de contener. ¡Qué genial! 

A la vez esto me motiva para seguir creando y compartiendo historias. Agradezco desde hoy (y desde siempre) a todos aquellos que me leen y me apoyan con sus palabras, compañía y consejos. La gente luminosa no abunda, y me alegra contar con la amistad de varios.

Debo irme por ahora, pero lo reitero: ¡Gracias!  
 

Lejos de ti: día quince

Algunos días han pasado. Me topé hoy con esta frase escrita en inglés por Natalie Jensen, y decidí traducirla para poder compartir una pizca de mi sentir hacia esta separación. 

Hay gente brisa, que refresca con su presencia.

En cuanto a ti, siento que te podría catalogar como un ser tornado. Siento que de no haberme alejado, me habrías deshecho por completo. 

 

Fuente de la imagen: http://weheartit.com/entry/212816984

Instagram de la autora: @grlnxtdr11 

Lejos de ti: día diez

La gente me dice que poco a poco comenzaré a olvidar, que pronto regresaré a la normalidad. 

Pero, ¿cómo puedo saber cuando la “normalidad” esté de vuelta en mi vida? ¿Qué es la “normalidad”

No tiene sentido pensar en normalidades, cuando antes era completamente natural imaginarte junto a mí todos los días. 

Hoy también tuve un momento de meditación solitaria. Comienzo a creer que escribir a diario pensando en ti no me ayuda mucho para superar. Me tomaré un descanso de algunos días, y escribiré cuando haya alguna emoción fuerte que me acelere el pulso, o algún pensamiento desesperado que necesite sacar de mí.