Once y media

Son las once y media de nuevo. Mañana hay que trabajar, y algo me impide dormir.

¿Cómo poder explicar un sentimiento así? Es como si la energía que no cargué durante las horas de luz, se disparara con emoción e inspiración cada que se acerca la media noche. Es como si mi cuerpo y mi mente me pidieran a gritos que me quede un poco más, que me deje llevar, que me entregue a las tórridas letras que suelen fluir intempestivamente a estas horas.

A veces debo acallar esas voces suaves que, como murmullo marino, nunca me abandonan. 

A veces, como hoy, sólo quiero escribir. ¡Escribir, sentir, y jamás parar!

  

Anuncios

5 comentarios en “Once y media

  1. Es algo común que a los que nos gusta escribir lo hagamos en la quietud de las sombras de la noche, sin ruido.
    Entonces salen las emociones contenidas y es fácil expresar sentimientos.
    Saludos.

    • Yo tampoco lo entiendo. Algo tendrá que ver la penumbra, el contraste del escándalo de los días con la quietud de las noches. O tal vez no tenemos tiempo para meditar durante el día y es justo al final cuando todos los pensamientos se acomodan…

      • Eso creo…de noche “apagamos” nuestra parte pensante del cerebro, esas que estuvo funcionando el día entero y por ello la magia de la inspiración y la imaginación toma el control.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s