Hambre de más

Es raro esto de viajar para alguien que no acostumbra hacerlo por tanto tiempo.

Es de tener toda tu vida dentro de una maleta que cargas a todos lados no era algo normal para mi, sobre todo si no es un hogar al que llegas cada noche. Pero, pasa el día, y luego la noche, y luego las subsecuentes días y noches y notas que cada momento que pasa crece muy dentro de mi una inmensa hambre de más, de que no importa la lejanía del hogar, de que realmente es posible vivir con tu vida metida en una maleta y acarrearla a todos lados.

Posee sin darnos cuenta e irremediablemente un hambre de probar y saborear el mundo, de sentir sus formas, sus sabores y sus texturas.

Y de ahí en adelante siempre querrás más, como me sucedió a mi. Le perderás el miedo a la vida y te lanzarás a la aventura.

 

20131118_113807

Y sonreirás, y probarás las cosas nuevas sólo por el gusto de saber que no te quedaste cruzado de brazos.

Anuncios

2 comentarios en “Hambre de más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s